Uno y trino: El Agorante Aberrante

By Jorge de la Herrán y Crespo

Bilbao y Donosti cada día más lejos

| 2 Comments

Siempre ha existido una gran rivalidad entre las dos plazas. Entre la villa y la ciudad, entre los territorios o provincias o cómo coño se diga políticamente correcto.

Hoy creo que las relaciones son más difíciles que nunca. Las barreras que nos separan son infranqueables y aunque uno intente acercarse, al final tienes que jurar no volver allí.

Os preguntaréis de qué estoy hablando. Es fácil. Estoy hasta las narices de las obras de la puñetera Autopista Bilbao – Donosti, Donosti – Bilbao. Lo que era menos de una hora ahora es más de hora y media. Carriles diminutos por los que no entran los camiones ni los autobuses donde adelantar en un día de lluvia es jugarte el pellejo, velocidades ultralimitadas y obras, obras y más obras.

Eso sí, será para bien, pero ¿Cuándo? Cada vez peor nuestras relaciones. Espero no tener que esperar a la Y vasca.

2 Comments

  1. Pero que pedazo guei eres. Y luego, cuando se acabe la obra ¿qué te queda? Te aconsejo que cojas la moto y te vayas por la nacional (o, ¿será la autonómica?) y te lo puedes pasar teta. Eso sí, solo en moto, abstenerse petroleros y gasolinos en general.
    Por cierto, hay un concurso de conos el fin de semana, no dejeís ni uno de pie.

  2. Me apunto a los consejos comentados Juan. Sobre todo al concurso de conos.

Deja un comentario

Required fields are marked *.


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.